Cómo bajar peso con el truco de “estar saciado”

Por fitnessred / hace 2 semanas / 0 Comentarios ».

Un buen truco para adelgazar rápidamente es consumir alimentos saciantes, comeremos menos calorías sin pasar hambre, los alimentos saciantes son alimentos que son muy nutritivos, tienen pocas calorías y que sacian el apetito, pero es muy importante saber cuáles son porque hay alimentos que tienen un efecto contrario tienen muchas calorías y además no sacian nada el apetito los ingerimos y al momento ya tenemos hambre de nuevo.

Consumir alimentos ricos en agua

El agua ocupa mucho volumen en el estómago, lo llena y entonces al cerebro le llega la señal de que estamos llenos y que hay que dejar de comer, una característica que hace que el alimento sea muy saciante es la cantidad de agua que contiene.

Alimentos ricos en agua son las frutas, hortalizas, verduras que además nos aportan muy pocas calorías, beber mucha agua a lo largo del día puede quitar el apetito y además mantenerse hidratado.

Una forma diferente de tomar agua es tomar varias infusiones repartidas a lo largo del día, además del consumo de agua habitual, la infusión de menta por ejemplo quita bastante el hambre.

Un truco es tomar dos o tres vasos de agua antes de las comidas principales para tener algo de saciedad y así comer menos en esa comida, también puedes tomar cremas, caldos, purés de verduras que aportan mucha agua, mucha sensación de saciedad y pocas calorías.

Otro buen truco es que tomes sopa antes de cada comida así te quedas bastante satisfecho y luego comes menos en esa comida, también están los batidos en especial los que se hacen con leche vegetal o agua más frutas y verduras, son ideales para saciar el hambre, además son un alimento muy saludable; puedes tomarte un batido pequeño que son muy saciantes y además tienen muchas vitaminas y minerales y pocas calorías o puedes hacerte un batido de litro y medio o dos litros y lo tomas como sustitutivo de comida.

Alimentos con bastante fibra.

Para tener mucha sociedad consume alimentos con bastante fibra, la fibra absorbe agua en el estómago y provoca saciedad evitando que comas más, la fibra ralentiza la digestión y al aumentar la dificultad para digerir los alimentos durará más la sensación de saciedad haciéndonos sentir llenos y saciados más tiempo.

Las frutas, las verduras, hortalizas, legumbres, cereales integrales son alimentos ricos en fibra; sin embargo la harina blanca o cereales blancos no son ricos en fibras sólo los integrales y te aconsejamos que consumas mucho el salvado de avena o de trigo que lo puedes añadir a abatidos, ensaladas y yogures es súper saciante tiene muchísima fibra.

Las legumbres son alimentos súper saciantes que ayudan a adelgazar y además son muy nutritivos, dan muchos beneficios a la salud y tienen muchísima fibra; eso sí cuidado como los cocinas; por ejemplo, prepáralo en ensalada, pero no los hagas con aderezos grasos que ahí sí que hay muchas calorías.

Una fruta pelada tiene menos fibra que la misma con piel, así que sacia menos por lo que deberás comer la fruta con piel, pero bien lavadas.

Hay muchos complementos que se venden en la farmacia con ingredientes naturales que nos ayudan a social el apetito, estas suelen llevar distintas clases de fibra que se hincha en el estómago y ofrecen una sensación de estómago lleno y también hay algunos que llevan algas que también son muy saciantes

Sopa quema grasas: Bajar de peso rápidamente

Las proteínas

Las proteínas son muy saciantes y además tienen efecto termogénico que quiere decir que aumentan el gasto de calorías del organismo; investigaciones han demostrado que una dieta alta en proteínas ayuda a perder peso porque aumenta mucho la saciedad.

Reparte el consumo de proteínas proporcionalmente entre las comidas del día, los alimentos ricos en proteínas son alimentos muy saciantes porque tiene muchos nutrientes y estos nutrientes envían señales al cerebro para reducir el apetito, además las proteínas como tienen digestibilidad lenta provocan que la sensación de apetito no sea tan rápida y que el organismo pase un mayor número de horas sin necesidad de tener que comer algo.

Claro está que las proteínas que comas tienen que ser sanas y cocidas de manera que no tengan muchas calorías; por ejemplo, los filetes de carne frito, el huevo por ejemplo son alimentos súper saciante, aunque sí que tienen calorías, su digestión es lenta y larga por lo que los mantienen saciados muchas más horas y son una fuente de proteínas importante, tiene muchos nutrientes, consúmelos cocidos cocidos, a la plancha o en tortilla.

Otra opción por ejemplo es el yogur o el queso batido con pocas calorías, los quesos son desnatados tiene muchísimas proteínas, son bastante sana por lo que son una buena opción.

Consume bastantes grasas saludables y tendrás menos hambre

La digestión de las grasas es muy lenta, lo que provoca una sensación de estar saciados durante un periodo largo de tiempo; por ejemplo, consume un puñado de frutos secos a media mañana para evitar la ansiedad hasta la hora de comer, el aguacate y los frutos secos son riquísimos y sacian mucho por la cantidad de grasas saludables que tienen y disminuyen el hambre, con pocos que consumas darán una gran sensación de saciedad.

Alimentos crudos para saciar el hambre

Consume muchos alimentos crudos, cuanto más fácil de digerir es un alimento menor es el tiempo de permanencia en el estómago, así que nos dan menos sensación de saciedad; los alimentos crudos como frutas y verduras al comerlos crudos cuestan más de digerir, permanecen más tiempo en el estómago y sacian más que los alimentos que están muy cocinados que se digieren enseguida y al poco rato ya provocan hambre; por ejemplo, un arroz, una pasta muy cocida, recocidas o recalentadas se digieren muy rápido y al poco tiempo ya se tiene hambre.

Comer alimentos duros cuanto más duro sea un alimento más tiempo cuesta comerlo, más tiempo tienes que masticar y más saciante será, por el proceso de masticación y porque cuesta más digerirlo ya que permanece más tiempo en el estómago.

Se ha comprobado que un mismo alimento sacia más dependiendo del estado en que se coma; por ejemplo, una manzana dura sacia mucho más que una manzana azaga, porque esta cruda y cuesta más masticarla y al estómago le costara más digerirla porque esta cruda, en cambio la azada te la comes en un minuto y al estar cocidas se digiere enseguida y en poco tiempo ya tienes hambre.

Entre las frutas saciantes tenemos a la manzana y el plátano, entre las verduras tenemos las zanahorias y las alcachofas. Un truco es comer fruta antes de las comidas para saciarte; por ejemplo, un rato antes de una comida comete un par de piezas de fruta, esto hace que te sacies un poco y luego comes menos en esa comida

Controlar el volumen del alimento

Cuanto más volumen tenga un alimento, más llena y más sensación de saciedad da, come comidas  que llenen el plato, que tenga mucho volumen pero con pocas calorías; por ejemplo, ensaladas enormes eso sí cuidado con los aderezos que colocas a las ensaladas, las ensaladas son geniales porque son comidas que llenan el plato, tienen mucho volumen, pocas calorías, muchas vitaminas y minerales, son muy sanas, tienen mucha fibra y agua y como suelen tener alimentos crudos y duros de los que cuesta masticar saciaran bastante. También de las que tienen mucho volumen es un batido enorme de un litro y medio o dos litros, eso llenara el estómago muchísimo y tendrán pocas calorías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *