9 beneficios de la pera para la salud

Conoce los 9 beneficios de la pera para la salud, ya que es una fruta muy valiosa que ha sido ampliamente utilizada y probada desde la antigüedad.

Además de ser una adición sabrosa a la dieta, las peras también están llenas de nutrientes y valor nutricional.

Algunos de los beneficios de la pera para la salud incluyen su capacidad de ayudar en la pérdida de peso, mejorar la digestión, mejorar la salud del corazón, regular los niveles de líquidos del cuerpo, reducir la presión arterial, aumentar la capacidad cognitiva, prevenir el cáncer, promover la cicatrización de heridas, reparar tejidos, proteger al bebé de problemas al nacer, aumentar el sistema inmunológico, reducir la inflamación, aumentar el metabolismo, mejorar la circulación y proteger contra la osteoporosis.

¿Quieres perder peso?

El primer paso es tener la fuerza de voluntad para adelgazar suficiente… ¿Cómo motivarse? ⇨Descúbrelo

Las peras son una parte integral de la dieta de frutas de muchas culturas en todo el mundo, y estos frutos extraños y jugosos sin duda ofrecen mucho valor nutricional y beneficios medicinales.

El término «pera» en realidad describe una serie de árboles y arbustos en el género Pyrus, de la familia de las rosáceas.

Hay una gran variedad de peras, y algunas de ellas tienen frutos comestibles comúnmente consumidos por los seres humanos.

Un número de variedades de peras son sólo utilizadas en árboles decorativos y arbustos.

El fruto es el extremo superior del tallo de la flor, y por lo general es estrecho en la parte superior (barra) y más ancho en la parte inferior.

Sin embargo, este no es el modo de determinar toda la variedad de la «pera».

¡Algunas peras son moldeadas sólo como manzanas!

La apariencia de la carne dentro de la piel también es similar a las manzanas, aunque sea una consistencia ligeramente más evidente.

Esta es una de las diferencias más obvias entre las dos frutas, así como el sabor.

La pera es nativa del mundo más antiguo, principalmente en Europa, África del Norte y Asia, y hay evidencias de que es consumida desde la pre-historia.

No es claro si las variedades de pera fueron hacia el este, o si tales variedades asiáticas se trasladaron hacia el oeste y el sur de China, pero algunas evidencias apuntan a que China es la fuente última de peras.

La pera fue encontrada en la literatura celta, en la historia romana y en la tradición china.

Forma parte de las dietas internacionales desde hace miles de años.

Su capacidad de crecer fácilmente en lugares con climas templados y frescos hace que sea muy versátil y muy fácil de cultivar.

Pera d’Anjou

El valor nutricional de las peras

Además de su disponibilidad y sabor, las peras también fueron valoradas por sus beneficios medicinales durante miles de años.

La ciencia moderna revela que el contenido de los minerales, vitaminas y compuestos orgánicos en las especies de peras es el motivo de su enorme potencial para la salud.

Algunos de estos componentes activos son el potasio, la vitamina C, vitamina K, los compuestos fenólicos, folato, fibra dietética, cobre, manganeso, magnesio, así como el complejo B.

Veamos entonces los beneficios de las peras para nuestra salud

Principales tipos de pera

Existen muchos tipos de pera, sin embargo, los tipos más consumidos son:

Pera Cris: Esta pera es dura y un poco ácida, es la más indicada para cocinar.

Pera de agua: La pera de agua tiene una pulpa un poco más delicada.

Pera de pie-corto: Este tipo de pera es redonda y más parecida a la manzana.

Pera d’Anjou – Este tipo de pera es pequeña y verde.

Pera roja – El nombre ya dice mucho, tiene este nombre por tener la corteza de color rojizo y es muy jugosa.

Usted puede comer la pera cruda con cáscara, hacer el jugo o la pulpa de ella, y también puede utilizarla para hacer dulces, tartas o pasteles.

9 Beneficios de la PERA para tu salud

Conozcamos sus principales beneficios porque te aseguro, que no sabías muchos de ellos y te cambiarán la vida a mejor.

1. La pera ayuda en la digestión y la salud intestinal

La fruta de la pera es carnosa y fibrosa, ya que tiene un papel muy importante en la digestión humana.

Con una sola porción de peras proporcionando un 18% del requerimiento diario para la ingesta de fibra, pueden ser un agente muy fuerte para la salud y la función digestiva.

La mayor parte de la fibra de las peras es el polisacárido no soluble (NSP), lo que significa que actúa como un agente de volumen en los intestinos.

La pera es acumulable a otros alimentos y añade volumen en el intestino, por lo que es más fácil de pasar.

Además, estimula la secreción de jugos gástricos y digestivos para que el alimento se mueva más suave, en un estado más digerido.

Ella regula los movimientos intestinales y reduce las posibilidades de estreñimiento, así como diarrea y heces sueltas, una vez que añade este volumen a los movimientos intestinales.

Además, la naturaleza valiente en la fibra de la pera ayuda en la vinculación de los agentes cancerígenos y los radicales libres en el colon, protegiendo a este órgano de sus efectos nocivos.

Pera Roja

2. La pera es baja en calorías

Una de las quejas que algunas personas tienen acerca de varias frutas es el contenido calórico, principalmente derivado de azúcares naturales.

Sin embargo, las peras son una de las frutas más bajas en calorías.

Una pera mediana tiene poco más de 100 calorías, lo que es el 5% de la tolerancia diaria de calorías de una dieta saludable.

Sin embargo, la suplementación nutricional que le da es inmensa, y la fibra hace que usted se sienta lleno.

Por lo tanto, las personas que tratan de perder peso suelen comer bastante peras.

Es un alimento de alta energía y alto contenido de nutrientes con bajo impacto en el aumento de peso y la obesidad.

3. La pera es un antioxidante

Así como muchas otras frutas, las peras son muy ricas en antioxidantes que combaten contra varias enfermedades y condiciones dentro del cuerpo.

Los antioxidantes trabajan para eliminar los radicales libres que se acumulan en el cuerpo.

Estos radicales libres matan el ADN de las células sanas en células cancerosas y puede causar una serie de otras condiciones devastadoras.

Por lo tanto, los componentes antioxidantes de la vitamina C, vitamina A y compuestos de flavonoides y beta-caroteno, luteína y zea-xantina, todos se encuentran en las peras, pueden seriamente ayudar a eliminar del cuerpo estos compuestos peligrosos.

4. La pera puede prevenir el cáncer

Los antioxidantes son especialmente apreciados por sus actividades anti-cancerígenas y las peras fueron conectadas a la prevención de varios tipos de cáncer, incluyendo cáncer de colon, recto, mama, próstata y pulmones.

Esto no es exclusivo de las peras, pero tienen una puntuación más alta en antioxidantes, en comparación con muchas otras frutas.

5. La pera fortalece el sistema inmunológico

De forma similar, el sistema inmunológico del cuerpo también es impulsado por las actividades de antioxidantes y vitamina C.

La vitamina C ha sido conocida por ser beneficiosa para el sistema inmunológico, ya que estimula la producción y la actividad de los glóbulos blancos.

Tradicionalmente, las frutas como las peras fueron sugeridas por eliminar simplemente condiciones como el resfriado común, la gripe u otras enfermedades ligeras, donde un rápido aumento del sistema inmunológico podría ayudar a curar.

6. La pera es rica en potasio

Las peras son una fuente maravillosa de potasio, lo que significa que pueden tener un impacto significativo en la salud del corazón, porque el potasio es un vasodilatador muy conocido.

Esto significa que reduce la presión sanguínea, lo que reduce la tensión para todo el sistema cardiovascular y dificulta la formación de coágulos perjudicando el ser humano.

Además, la pera aumenta el flujo de sangre a todas las partes del cuerpo, que oxigena los órganos y promueve la efectiva función.

La reducción de la presión arterial también se relaciona con una menor probabilidad de enfermedades cardiovasculares como la arteriosclerosis, ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares.

Finalmente, el potasio actúa como un regulador de fluido en el cuerpo, lo que significa que mantiene las distintas partes del cuerpo húmedas y garantiza el equilibrio de los fluidos esenciales en las células y los órganos.

7. La pera cura heridas y repara los tejidos

La vitamina C también es una parte esencial en la síntesis de nuevos tejidos en diversos órganos y estructuras celulares del cuerpo.

Esto mantiene el metabolismo del cuerpo funcionando sin problemas y garantiza que todas las funciones ocurran correctamente.

Además, la cicatrización de heridas es acelerada con altos niveles de ácido ascórbico, de modo que pequeñas lesiones, cortes y daños causados por lesiones y enfermedades pueden ser corregidos más rápidamente si usted agregar altos niveles de este nutriente esencial a su dieta, nutrientes que las peras proporcionan.

Esta fruta también ayuda a reparar los vasos sanguíneos dañados, lo que reduce la tensión en el sistema cardiovascular y evita que algunas de las enfermedades cardíacas se desarrollen.

8. La pera mejora la circulación y el conteo de células rojas de la sangre

Para aquellos que sufren de anemia u otras deficiencias minerales, las peras son muy útiles, debido a su alto contenido de cobre y hierro.

El cobre facilita y mejora la absorción de minerales en el sistema y el aumento de los niveles de hierro significa que la síntesis de glóbulos rojos aumenta.

El hierro es una parte importante de la hemoglobina, y la anemia es otro nombre para la deficiencia de hierro.

Usted puede evitar la fatiga, mal funcionamiento cognitivo, debilidad muscular y el mal funcionamiento del sistema orgánico al consumir alimentos con alto contenido de hierro y cobre, ambos se encuentran en cantidades significativas en las peras.

9. La pera previene defectos en los recién nacidos

El folato es otro componente nutricional valioso de las peras.

El ácido fólico está correlacionado positivamente con una reducción de los defectos del tubo neural en los recién nacidos, de modo que comer frutos ricos en folato, como las peras, pueden proteger la salud y la felicidad de su bebé.

Por lo tanto, las mujeres embarazadas son siempre animadas a supervisar sus niveles de ácido fólico.

Deja un comentario