El acné siempre ha sido un dolor de cabeza para millones de personas, realmente yo entro en ese grupo de personas que por años se limitó a utilizar un excelente maquillaje sin imperfecciones. También me limite a aplicarme productos desconocidos por tener una piel sumamente delicada y por ser alérgica a casi todos los productos de base, en mi adolescencia siempre me limite a muchas cosas por tener un acné sumamente fuerte.

Por un tiempo determinado sufrí de bullying y de burlas por la cantidad de granos que tenía en los poros y en mi frente, realmente sufrir de problemas de acné es una de las cosas más complicadas que existen. Como mujer me limite hacer muchas cosas, cosas de las que hoy en día si puedo disfrutar luego de probar una cantidad de tratamientos profesionales que al final no me sirvieron de mucho, tuve la oportunidad de conocer a un dermatólogo que me trabajo mi rostro solo con remedios caseros.

Al comienzo creí que sería otro tratamiento que no me daría resultado, creí al comienzo que unas simples mascarillas no me remendarían mi cutis, ya que mis tejidos internos estaban totalmente afectados. Al cumplir mi mayoría de edad decidí tomar en cuenta estos tratamientos y comencé a ver resultados que me dejaban impresionada, ya que mi acné se basaba por aparecer en mi rostro por tener los poros llenos de grasa y por tener unos tejidos sumamente débiles.

Luego de 7 años cuento con un rostro totalmente cuidado, el acné dejo de ser un problema en mi vida y actualmente sigo utilizando cada uno de los remedios que un día un dermatólogo me recomendó, quizás también eres alguien que está pasando por una situación similar a la que yo pase y andas en busca de opciones y aquí te daré las que me ayudaron a mejorar mi rostro y sé que a ti también te servirán.

Acaba inmediatamente el acné con estos remedios

1. Mascarilla de limón

Uno de esos tantos cuidados es la mascarilla de limón esta fue la segunda mascarilla que probé para mejorar mi acné, realmente es buena ayuda en mucho a eliminar las manchas y a limpiar los poros que se encuentran llenos de grasa siempre escuché que estas solo se podían aplicar de noche y es totalmente cierto ya que al hacerlo de día puede traerle consecuencias al rostro creándole manchas y quemaduras.

Preparación

Solo debes agarrar un limón y sacarle todo el zumo y aplicarlo junto con un poco de miel al rostro, dejándolo actuar 1 hora específicamente en la noche o antes de irte a la cama. Luego solo lavas muy bien eliminando todo tipo de residuo de la mascarilla y dejar el rostro limpio. Puedes emplear esta mascarilla 2 o 3 veces por semana.

2. Mascarilla de café con huevo

La mascarilla con café y la clara de huevo es magnífica, realmente es una de las mascarillas que cuidan y limpian el rostro perfectamente, tanto los minerales que contiene el huevo como los que tiene el café ayudan a que los poros se limpien liberando la grasa y van suavizando los tejidos que se encuentran maltratados en exceso de acné, siempre se recomienda utilizar solo la clara del huevo.

Preparación

Separa la clara del huevo de la ñema y agrégalo a un embace aparte agregándole una cucharada pequeña de café, ten en cuenta que con un huevo puedes realizar la mascarilla.

Aplicarla en todo el rostro y déjalo que se seque, déjalo reposar en el cutis 1 hora luego solo enjuaga con abundante agua y un jabón neutro o de avena y repite el proceso 2 veces en la semana.

3.Cristal de sábila

El cristal de la sábila es muy conocido por tener grandes componentes que ayudan a la piel a suavizar y a no dejar rastros de cicatrices ni manchas, esta fue una de las mascarillas que utilice para eliminar las manchas que me fueron quedando cuando el acné se fue secando.

Preparación

Solo debes sacar el cristal de la sábila y colocarla en enfriar por 1 hora, luego solo debes aplicarla en el rostro por 1 hora, este proceso lo puedes realizar en las mañanas o en las noches antes de dormir. Después de cumplirse el tiempo enjuaga solamente con agua y repite el proceso 4 veces en la semana.

4. Aspirina

La aspirina cuenta con grandes propiedades para limpiar el rostro, igualmente es una de las excelentes mascarillas que me ayudaron, esta permite que los tejidos se unan y tomen una restauración en la piel ayudando a que todos los granos se sequen y minimicen.

Preparación

Agarra 3 aspirinas y tritúralas hasta que queden polvo agrégalas a un embace con un poco de agua y has una mezcla que quede de forma pastosa y aplicarla en el rostro y déjala actuar por 20 minutos, a esta secarse realiza masajes circulares y luego enjuaga muy bien.

Repite el proceso en días intercalados.

No desaproveches estas mascarillas y acaba con el acné…

Deja tu comentario