Tratamiento de parafina para la rehabilitación. ¿Funciona?

Tratamiento de parafina para la rehabilitación

Cuando se trata de dolores musculares es común preguntarse si el tratamiento de rehabilitación con parafina funciona realmente. Este método de terapia es muy utilizado en pacientes con diferentes patologías, las cuales presentan como principal síntoma el dolor.

Continúa leyendo este artículo para que aprendas acerca de la parafina y descubras si su uso en el campo terapéutico es efectivo.

Índice

    ¿Qué es la parafina?

    Es una sustancia inodora que se extrae del petróleo y carbón al pasar por un proceso de destilación, centrifugación o filtración, que tiene propiedades terapéuticas y cosméticas. El aspecto de la parafina es de una cera blanquecina cuando está seca, pero en su estado líquido se torna como un aceite.

    Propiedades de la parafina

    La propiedad más valorada de la parafina es su cualidad hidratante y humectante. La cual es bastante aprovechada por la industria cosmética en la elaboración de cremas y bases para la piel que ayudan a mantener rostro, manos y pies saludables, con rasgos hidratados y juveniles.

    Te puede interesar… ☝

    Descubre la fuerza de voluntad para adelgazar que necesitas y, no cometas nunca más los errores del pasado. ✅

    La película que se forma al ser aplicada sobre la piel humecta profundamente haciendo que el flujo sanguíneo de la zona tratada aumente, expandiendo desde las más profundas hasta las más externas capas de piel.

    Está comprobado que el uso de parafina con fines estéticos y medicinales puede tener efectos y evoluciones positivas en el estado de salud de la persona que la usa.

    ¿Para qué sirve el tratamiento de parafina?

    • Tratamientos faciales, manicura y pedicura
    • Para adelgazar. La parafina ayuda en la reducción de grasa en piernas y caderas cuando se aplica en sesiones de calor y frio
    • Estimula la circulación de la sangre. Su acción vasodilatadora ayuda a que el flujo sanguíneo aumente cuando se aplica caliente en estado líquido
    • Para tratar la artrosis en manos
    • Para el tratamiento terapéutico de lesiones como: torceduras, contracturas, tendinitis artritis, artrosis y dolores musculares. Siendo los baños de parafina el método de rehabilitación más utilizado.
    • Para relajar músculos y ligamentos contraídos

    ¿Cómo se usa la parafina?

    Para trabajar con parafina con fines terapéuticos es necesario contar con un calentador de parafina especial. Los controles de seguridad y reguladores de temperatura permiten calentar la sustancia sin riesgo de sufrir accidentes, debido a que esta es inflamable.

    Por su parte, es necesario que la zona a tratar se encuentre limpia y desinfectada antes de aplicar la parafina.

    La parafina debe calentarse a 45 o 55 grados antes de comenzar a usarse.

    ¿Cómo se aplica la parafina?

    Existen dos maneras de aplicar la parafina de forma tópica muy efectivas:

    1. Parafina caliente

    El miembro afectado (mano o pie) se introduce en un recipiente con parafina caliente, asegurándose de separar bien los dedos, en el caso de los pies, para lograr una cobertura completa de la superficie que se desea tratar. Se deja durante 3 segundos y luego se extrae del recipiente.

    LEER  ¿Cuáles son los inconvenientes de hacer cardio en ayunas?

    Luego este se cubre con una lámina de plástico, toalla o lana y se deja reposar por 15 minutos para que la parafina solidifique. Pasado este tiempo se retira la parafina de la zona afectada.

    1. Pinceladas de parafina

    Con la parafina caliente se comienza a aplicar con una brocha o pincel grande sobre la zona afectada. Esta debe aplicarse hasta que se logre el espesor que se requiere para que el tratamiento sea efectivo.

    Posteriormente, se procede a envolver la zona parafinada con plástico o papel preparado y luego con una toalla que ayudará a mantener el calor. Pasados de 15 a 20 minutos se desenvuelve el miembro y se retira a parafina.

    Durante el proceso de secado, el miembro cubierto de parafina debe mantenerse inmóvil. Esto evitará que la parafina se quiebre.

    Beneficios de la parafina

    En la rehabilitación con parafina el calor entra al miembro afectado por conducción. Lo que a su vez servirá para:

    • Reducir el dolor de la zona afectada
    • Relajación de ligamentos y músculos
    • Aumento de circulación de la sangre
    • Disminución y posterior desaparición de espasmos musculares y contracturas

    Efectos secundarios de la parafina en el organismo

    • Irritación y prurito anal
    • Neumonía o neumonitis lipoidea
    • Escurrimiento anal de aceite
    • Diarrea
    • Adelgazamiento moderado
    • Vómitos
    • Inflamación
    • Dolores e incontinencia anal
    • Aparición de úlceras y heridas en la piel
    • Inflamación aguda en articulaciones y tendones
    • Alteraciones varicosas
    • Flebitis
    • Sensibilidad de la piel alterada
    • Pérdida de la conciencia
    • Alteraciones cardiovasculares

    Contraindicaciones de la parafina en el organismo

    • Debido a su uso como cobertura para las zonas más debilitadas y deshidratadas de la piel, la parafina puede llegar a tapar los poros, lo cual promueve la acumulación de agentes tóxico en las zonas donde más se aplica.
    • Su cualidad de agente no biodegradable le da oportunidad de permanecer en la piel y el organismo por mucho tiempo después de haber dejado de aplicarla.
    • Se ha comprobado que el uso de parafina en la piel puede generar un efecto rebote en el organismo, ya que se altera el equilibrio hidrolípido generando que la piel se reseque más rápido, convirtiendo el uso de la parafina en un hábito que debe mantenerse si se quieren conservar los efectos en la salud de la piel.
    • Por su parte, otros profesionales de la salud alegan que los efectos rápidos y visibles de la parafina en la piel se deben a que esta solo se mantiene en las capas superficiales, lo que le da una categoría de temporal. Esto quiere decir que las afecciones de la piel no se curan definitivamente con el uso de la parafina.
    LEER  Aclara tus manos fácilmente con seis ideas efectivas

    ¿Para quiénes está indicado el tratamiento con parafina?

    Si bien la parafina ha sido usada con fines terapéuticos desde hace mucho tiempo, se ha demostrado que para que el tratamiento es altamente efectivo en pacientes con las siguientes patologías:

    • Artritis
    • Artrosis
    • Edemas
    • Rigidez articular
    • Espasmos musculares
    • Dolor e inflamación localizada

    ¿Para quiénes está contraindicado el tratamiento con parafina?

    Por su parte, la parafina puede tener efectos negativos en personas con:

    • Sensibilidad alterada
    • Piel con heridas o irritaciones
    • Varices
    • Trombosis o flebitis
    • Reacciones alérgicas a la parafina
    • Estado cardiovascular comprometido

    Rehabilitación con parafina

    Aunque la parafina es usada ampliamente en el campo de la belleza, en el ámbito de la rehabilitación y terapia también cumple una función importante.

    En los centros de fisioterapia la parafina es usada como terapia de calor y aumento de la temperatura de zonas del cuerpo que padecen dolores u otras afecciones.

    Al aplicarse sobre los miembros afectados, la parafina tiene efectos que alivian los dolores causados por contracturas y las tensiones musculares.

    Por su parte, en los casos de artrosis, artritis de muñeca, espasmos musculares y alteraciones vasculares, la parafina es altamente aconsejada por profesionales.

    El calor que la parafina introduce en el miembro afectado funciona como un analgésico que alivia dolores crónicos después de unas pocas sesiones de rehabilitación.

    Por su parte, para que la rehabilitación con parafina se aplique debe ser recomendada por un médico, ya que esta puede tener efectos secundarios si se expone un miembro al contacto con la parafina por largas sesiones de terapia.

    En el caso de pacientes con patologías de base, como problemas de circulación o afecciones dermatológicas, la rehabilitación con parafina puede ser contraproducente.

    Por lo general, los baños de parafina suelen ser el tratamiento terapéutico con parafina más aplicado y para que este tenga resultados exitosos debe hacerse de la siguiente manera:

    • Se enciende el calentador de parafina
    • Se coloca la parafina en la bandeja y se tapa
    • Se calienta de 3 a 6 horas hasta que la parafina se haya derretido completamente
    • Se instala la placa de seguridad
    • Se introduce el miembro afectado en la parafina a una temperatura que pueda tolerar, extrayéndolo cuando hayan pasado 3 segundos
    • Se deja secar y se vuelve a introducir el miembro. Estos pasos se repiten hasta que se haya logrado la capa de parafina adecuada para el tratamiento
    • Se coloca un forro de vinilo y luego se envuelve con un guante o una toalla para que conserve el calor
    • Se deja enfriar la parafina de 15 a 20 minutos y luego se retira

     

     

     

     

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Utilizamos Cookies. Si sigues navegando, damos por hecho que las aceptas :) Más info